Las constelaciones de Sónar de Noche: 1. Music for your eyes and ears

10/05/2018

Sónar de Noche está lleno de estrellas. Hay tantas que forman entre si diferentes constelaciones, cada una de ellas con un universo sonoro propio y definido.

La primera de ellas une a los artistas que se sirven de la tecnología audiovisual para subir el nivel de los shows a la categoría de auténticos espectáculos, y que podremos disfrutar en ambas noches de Sónar 2018.

De acuerdo con los tiempos virtuales en los que vivimos, Gorillaz han sabido moverse con habilidad en esa línea entre la realidad y la ficción, siendo descrita por todos los medios desde su aparición -1998- como la “primera banda de dibujos animados del mundo”. Con el lado visual en el mismo nivel de importancia para el concepto del grupo como la misma música, cada uno de sus cinco LPs ha venido precedido por campañas promocionales que aprovechan las últimas tecnologías, desde gráficos CGI hasta hologramas o realidad aumentada, todo lo cual ha alimentado de forma natural sus shows en vivo. Con su último LP, “Humanz”, la banda se encuentra en un gran momento creativo y conceptual, convertida sin duda en uno de los grupos más grandes del mundo, funcionando además como una plataforma para el colaboracionismo y la crítica de nuestro momento político actual, en la cual su show en vivo juega un papel fundamental. Inspirándose en elementos de su gira mundial de “Humanz”, su espectáculo del viernes 15 de junio está llamado a ser uno de los conciertos clave de Sónar 2018.

No menos expertos en despertar la euforia del público son LCD Soundsystem, cuyo dominio del formato en vivo es mundialmente conocido. Una de las pocas formaciones capaces de transmitir la energía de un club de punk a un espacio de grandes dimensiones, el grupo de Nueva York volverá a Sónar por primera vez en casi 10 años para celebrar el aniversario del festival entre amigos, el sábado 16 en SonarClub.

Tanto el amor de Gorillaz por experimentar con los géneros, como la pasión de LCD por los sintetizadores clásicos y las posibilidades del hardware tienen un denominador común y un antecedente en Thom Yorke. El líder de Radiohead ha ocupado durante mucho tiempo un espacio entre la aclamación masiva y la libertad creativa, y su espectáculo en solitario, junto al productor Nigel Godrich y al artista visual Tarik Barri, promete mostrar ambos lados de este artista visionario y showman enigmático. Con imágenes en vivo en 3D, el espectáculo –en una de las pocas fechas que se podrá ver este año– será seguro todo un festín para los sentidos.

La tecnología y la música también van estrechamente cogidas de la mano en el trabajo de Richie Hawtin. Amigo del festival desde hace mucho tiempo, Hawtin se ha convertido en una superestrella mundial gracias a su constante búsqueda de la perfección sonora en el techno, con desarrollos auditivos que se combinan perfectamente con el uso avanzado de los visuales en sus shows. El sábado 16, y como commemoriación del vigésimo quinto aniversario de Sónar, Hawtin presentará su show CLOSE, una síntesis perfecta de techno en vivo y proyecciones visuales en SonarClub.

Siguiendo el ejemplo de Hawtin, pero operando en un género muy diferente, el superproductor Diplo también aprovecha todo el poder de los shows en vivo en sus sets de Dj. Wesley Pentz, maestro moderno de la fiesta, marcará la jornada del viernes 15 en Sónar de Noche canalizando toda su energía, mayor que la de un carnaval, dando un repaso al house y la bass music de los cinco continentes.

No es de extrañar que, a medida que más y más productores electrónicos experimenten con el formato en vivo, quieran aprovechar la energía que muchas veces solo puede ofrecer una banda sobre el escenario. Este es el caso del show de Bonobo también la noche del viernes 15, quien actuará poco después de la medianoche recorriendo su amplio catálogo de hits acompañado por varios músicos en vivo, ya convertido en una estrella mundial y en uno de los nombres clave de la programación de este año en Sónar de Noche.